Acceso clientes
Redactado por: Redacción Espacio Asesoría
22 de abril de 2021

Subsunción de acción publiciana dentro de reivindicatoria

Se puede ejercer la acción publiciana, aunque se nombrase como reivindicatoria, por ser coherente con la causa de pedir.

La sentencia de apelación, que revocó la estimatoria en instancia, se centró exclusivamente en el nombre que la actora dio a la acción ejercitada (acción reivindicatoria), para determinar su improcedencia, con olvido de la causa de pedir, esto es, los hechos enunciados en la demanda y acreditados en la litis, sobre los que se funda la pretensión efectivamente deducida por la demandante recurrente (restitución de la posesión de la plaza de aparcamiento), independientemente del nombre atribuido a la acción, y de las normas citadas en la demanda.

El TS aclara, sobre la “editio actionis” (nombre de la acción), que es indudable que en nuestro ordenamiento jurídico está descartada la obligación de la expresión nominal de la acción, de modo que las interpuestas no se califican por la denominación que le den las partes, sino por los hechos alegados y las pretensiones verdaderamente formuladas.

Y en la sentencia recurrida se considera indiscutido que los demandantes adquirieron 1/128 ava parte del local planta sótano con derecho a utilizar con carácter exclusivo y excluyente la plaza de aparcamiento número 1, correspondiendo la propiedad de su conjunto a la comunidad de propietarios. Por otra parte, se reconoce en la sentencia recurrida que de la misma manera corresponde a los demandados el uso de la plaza número 3. Pese a ello en la sentencia recurrida se entiende que los demandantes no pueden ejercitar la acción reivindicatoria al no ser propietarios exclusivos y excluyentes de la plaza de garaje y que no pueden ejercitarla contra otro comunero.

Por tanto, los demandantes, en cuanto propietarios de una cuota, si bien indivisa, que otorga el derecho a uso y exclusivo de una plaza de garaje, grafiada numéricamente e identificada plenamente en los planos que acompañan en las escrituras, ostentan un interés legítimo en solicitar la restitución de quien le perturba ilícitamente.

Entiende el Tribunal que hay que interpretar lo convenido en los diversos contratos como instrumento para la adquisición de una plaza de garaje, como expresamente se viene a indicar en los respectivos contratos, y como es lógico dado el estatuto privativo que se ha dado al inmueble, y dentro de él al local destinado a garaje. La cuota es meramente instrumental del derecho a utilizar un espacio para aparcamiento y el objeto de la compraventa es, en realidad, la plaza o espacio que pueda estar asignado en un puesto concreto o intercambiable, pero que en todo caso ha de ser el necesario para el aparcamiento y maniobrabilidad de un vehículo, hasta un número de vehículos determinados, en función de las posibilidades del local, pues los derechos de propiedad, uso y disfrute se han de atener a la conformación o configuración del bien.

Y en el presente caso resulta que en el título que presentaron los demandantes identifica la plaza de garaje número 1, con el correspondiente plano, que era en la que aparcaba quien le transmitió a los demandantes, confirmando el conserje del edificio la postura de los demandantes. Procede el ejercicio de la acción publiciana en cuanto los demandantes identifican el bien poseído, esgrimen un título que les faculta para ello y concretan la perturbación que desarrollan los demandados inquietándoles en el pleno disfrute de la plaza de aparcamiento núm. 1 (art. 348 CC).

Por tanto, establecida la posibilidad de ejercitar la acción publiciana y asumiendo la instancia, el Tribunal Supremo casa la sentencia recurrida y estima la demanda.

STS (CIVIL) DE 5 ABRIL DE 2021. EDJ 2021/528710

Subsunción de acción publiciana dentro de reivindicatoria

Se puede ejercer la acción publiciana, aunque se nombrase como reivindicatoria, por ser coherente con la causa de pedir.

22/04/2021
Redactado por: Redacción Espacio Asesoría
0 comentarios