Acceso clientes
  • Laboral
Redactado por: Redacción Espacio Asesoría
23 de septiembre de 2019

Delito contra la seguridad y salud en el trabajo: requisitos

La AP Castellón declara que la falta del debido curso de formación, por sí sola, no genera un grave peligro para la vida o integridad física del trabajador dando lugar automáticamente a la comisión de delito, ello sin perjuicio de sus consecuencias en el ámbito administrativo sancionador.

El trabajador empieza a trabajar en
una empresa especializada en talas y explotaciones forestales sin que conste que
tuviera experiencia alguna ni hubiera recibido formación en materia de prevención
riesgos laborales, simplemente con la ropa y la motosierra que le fue facilitada.
Un día sufre un grave accidente laboral mientras está talando árboles con la motosierra
que le es asignada, sobre la que había previamente advertido al encargado que su
sistema automático de parada no funcionaba, sin que este hiciera nada al respecto.

La omisión en el cumplimiento de obligaciones
relacionadas con la seguridad en el trabajo solamente da lugar al nacimiento de
consecuencias penales cuando se produce la situación de grave riesgo que prevé el
art. 136 CP, precepto al que se remite en este punto asimismo el art.  317 CP, es decir, cuando los sujetos, con su conducta omisiva respecto de los
trabajadores, pongan así en peligro grave su vida, salud o integridad física, situación
ésta de grave peligro por debajo de la cual el principio de intervención mínima
impide traspasar los límites propios del ámbito puramente laboral. No obstante,
la falta del debido curso de formación, por sí sola, no genera un grave peligro
para la vida o integridad física del trabajador dando lugar automáticamente a la
comisión de delito, ello sin perjuicio de sus consecuencias en el ámbito administrativo
sancionador.

En el caso analizado, resulta claro
que la actividad de talar árboles resulta peligrosa para quienes la llevan a cabo
por los riesgos inherentes a la misma. También el que, por ello, quienes se encargan
de hacerlo deben haber recibido la necesaria formación en prevención de tales riesgos
y disponer del equipaje y de las herramientas necesarias al efecto en perfecto estado.
Pero nada de esto sucedió con el trabajador lesionado.

Por ello, la sentencia analizada condena
al administrador y al encargado de la empresa como autores de un delito contra la
seguridad y salud en el trabajo y les impone una pena de 8 meses de cárcel y la
obligación de indemnizar al trabajador con 263.000 euros en concepto de responsabilidad
civil.

SAP Castellón de 20 mayo de 2019. EDJ 2019/637751​

Fuente: Actualidad Mementos Social

  • Laboral

Delito contra la seguridad y salud en el trabajo: requisitos

La AP Castellón declara que la falta del debido curso de formación, por sí sola, no genera un grave peligro para la vida o integridad física del trabajador dando lugar automáticamente a la comisión de delito, ello sin perjuicio de sus consecuencias en el ámbito administrativo sancionador.

23/09/2019
Redactado por: Redacción Espacio Asesoría
0 comentarios